Senegüé

Alojamiento en Senegüé

Booking.com

Senegüé

Senegüé está sobre la antigua morrena del glaciar del Valle de Tena

La población de Senegüé la encontramos emplazada a 820 metros de altitud, ocupando el lugar donde antiguamente se encontraba la morrena del glaciar que formó el Valle de Tena.

Senegüé cuenta con unos 80 habitantes y su cercanía con las pistas de esquí, rutas en BTT, escalada, senderismo…, hacen de este lugar un magnífico destino para conocer el resto de la comarca en cualquier época del año.

Historia de Senegüé

Senegüé

Su estratégica ubicación junto al río Gállego, al pie de la antigua calzada romana que unía Jaca con Huesca, vía que cruzaba el Pirineo por el Puerto del Portalet, unido a la abundancia de agua y fértiles tierras, propició que durante el siglo VIII se instalaran aquí los musulmanes, los cuales construyeron una torre defensiva desde donde controlaban el contorno y cobraban los impuestos. Senegüé fue incorporada al reino de Aragón a principios del siglo X, y en el siglo XI el rey Ramiro I concedió a la población la condición de villa.

La importancia histórica de Senegüé como productora y suministradora de cereal y alfalfa, para el ganado, fue muy importante para las poblaciones del Valle de Tena, donde las condiciones agrícolas eran mucho más desfavorables.

Senegüé formó históricamente municipio con la cercana Sorripas, y en la actualidad es la pedanía más grande del municipio de Sabiñánigo. Senegüé celebra sus fiestas el día 29 de septiembre.

Iglesia de la Asunción de Senegüé

La iglesia de Nuestra Señora de la Asunción la encontramos en la parte más alta del pueblo. Se edificó durante el siglo XVII sobre un antiguo templo románico del que apenas quedan vestigios.

Senegüé Iglesia de San Asunción

Presenta una sola nave rematada con cabecera recta y cubierta mediante bóvedas de cañón con lunetos. A los pies del templo encontramos un coro elevado. En el interior se conservan varios retablos interesantes de entre los siglos XVI y XVIII. El más importante es el del altar mayor, dedicado a San Lorenzo y procedente de la localidad de Ibort. El acceso se realiza a través de un atrio bajo la torre del campanario, existente antes de la construcción del actual templo. De planta cuadrada y tres cuerpos de altura, antiguamente llegó a contar con 9 campanas.

Ermita de la Virgen del Collado de Senegüé

Entre las poblaciones de Senegüé y Sorripas en dirección a Biescas, encontramos también la ermita de la Virgen del Collado. Después de muchos años de abandono fue restaurada recientemente por vecinos de ambas poblaciones.

Edificada durante el siglo XVI, consta de una nave rectangular rematada con cabecera recta, así como de una pequeña capilla lateral. En el interior se conservan dos pequeños retablos fechados en el siglo XVI. Cada año se realiza una romería.

 

Centro de interpretación de los Glaciares Pirenaicos

La lengua del glaciar que formó el Valle de Tena llegó a tener unos 25 kilómetros de longitud y un grosor de 120 metros. Actualmente, la población de Senegüé se asienta sobre los materiales empujados hace miles de años, siendo de este modo un lugar ideal para conocer este tipo de fenómenos.

En la Torre de los Baguer, antigua fortaleza defensiva del siglo XVI, se creó en el año 2006 el Centro de Interpretación de los Glaciares. A través de una exposición aderezada con materiales didácticos y audiovisuales nos enseñarán los diferentes tipos de glaciares que existen, y cómo éstos moldearon el relieve pirenaico.

Senegüé

En el exterior, paseando por las calles del pueblo, encontraremos también varios paneles que nos enseñarán a comprender y a distinguir a simple vista las huellas del glaciarismo.

Fotos de Senegüé

Ofertas en Senegüé

Booking.com

Mapa de Senegüé