Araguás del Solano

Araguás del Solano

Araguás del Solano se encuentra a 945 metros de altitud, entre los ríos Lubierre y Estarrún.

La primera mención histórica de Araguás del Solano está documentada en el año 1025. Durante la edad media alternó periodos de realengo con otros de señorío nobiliario. Ya a finales del siglo XIV el rey Martín I la incorpora a la ciudad de Jaca.

En la arquitectura popular de Araguás del Solano destacan varias viviendas con fachadas de piedra, arcos de medio punto o adintelados, junto a las típicas chimeneas troncocónicas. El edificio más destacado es la iglesia parroquial. De origen románico, fue restaurada en los siglos XVI y XVIII.

Iglesia de San Policarpo de Araguás del Solano.

La iglesia de Araguás del Solano presenta una sola nave dividida en tres tramos, capillas laterales y cabecera plana. El cubrimiento se hace con bóvedas de cañón con y sin lunetos, el altar mayor está presidido por un retablo renacentista y a los pies encontramos un coro elevado. El acceso se realiza a través de la portada románica, consistente en un arco de medio punto, prácticamente lo único que se conserva del templo original. Es espacio se halla protegido por un pórtico. En la torre del campanario todavía se pueden contemplar las aspilleras defensivas.

Araguás Celebra sus fiestas mayores del día 16 de agosto.