Santa Cruz de la Serós

Alojamientos en Santa Cruz de la Serós

Booking.com

Santa Cruz de la Serós

Santa Cruz de la Serós es una magnífica antesala del Monasterio de San Juan de la Peña.

Santa Cruz de la Serós se encuentra situada en la falda norte del Paisaje Protegido de San Juan de la Peña y Monte Oroel, en la orilla izquierda del río Aragón encontramos esta bonita localidad. Aunque tradicionalmente ha sido considerada como antesala del Monasterio de San Juan de la Peña, Santa Cruz de la Serós posee suficientes elementos propios como para merecer una visita por si sola.

Santa Cruz de la Serós

En la actualidad Santa Cruz de la Serós tiene aproximadamente unos doscientos habitantes. Es sin duda uno de los lugares donde mejor se ha sabido armonizar el boom inmobiliario de las últimas décadas con la arquitectura autóctona. El pueblo está declarado Conjunto Histórico Artístico del Camino de Santiago; en la plaza principal nos encontramos con la espectacular Iglesia de Santa María, con un retablo gótico del siglo XV y cuya portada es una réplica de la existente en la Catedral de Jaca.

A la entrada de la población hallamos también la Iglesia de San Caprasio, un templo lombardo delicioso.

Paseando por las calles de Santa Cruz de la Serós nos llamarán la atención las construcciones populares, algunas de las cuales de gran belleza, donde destacan las grandes chimeneas rematadas con los tradicionales “espantabrujas”.

Es un magnífico punto de partida para numerosas excursiones, ya que está en una zona de especial protección de aves, albergando una de las poblaciones más numerosas de buitre leonado, buitre negro y alimoche de la Península Ibérica.

Historia de Santa Cruz de la Serós.

Sabemos que Santa Cruz de la Serós fue una de las villas más importantes del primitivo reino de Aragón. El lugar era visitado con frecuencia por los reyes, que tenían diferentes posesiones, desde casas y molinos hasta unos baños reales que aparecen documentados ya en 1064, y en los cuales sin duda descansaban los cortesanos antes de ascender al Monasterio de San Juan de la Peña, donde pasaban temporadas de recogimiento.

Santa Cruz de la Serós Monasterio de San Juan de la Peña

A mediados del siglo XI el rey Ramiro I funda el convento de Santa María, dependiente del Monasterio San Juan de la Peña y del que sólo se conserva la Iglesia de Santa María, sin duda una de las joyas más importantes del románico aragonés.

Lo entrega a las Benedictinas, conocidas como las Sorores, de donde recibe su nombre la población. Éstas fundan una hospedería y amplían el conjunto con el paso de los años. La comunidad fue receptora de numerosas donaciones que, junto con las permutas y las compras que fueron haciendo, aseguró un importante patrimonio que se extendía hasta tierras navarras. Durante los siglos XI y XII el monasterio fue la comunidad de monjas más importante de Aragón, y en él se hospedaban las mujeres de la nobleza cuando acompañaban al séquito real.

En 1172 el rey Alfonso II dona al monasterio la villa de Santa Cruz, que se vio revitalizada en gran parte gracias a los grandes rebaños de ovejas propiedad del monasterio. Durante el siglo XVI las monjas abandonaron el conjunto trasladándose al nuevo Monasterio de las Benedictinas en Jaca, momento en el que la localidad inicia su decadencia.

Santa Cruz de la serós celebra sus fiestas el 14 de septiembre, aunque uno de los momentos más esperados, tanto por vecinos como por visitantes, es el Festival de Teatro del Camino de Santiago que cada cuatro años acoge la población.

Qué visitar en Santa Cruz de la Serós

Monasterio de San Juan de la Peña

Santa Cruz de la Serós Monasterio de San Juan de la Peña

+ info monasterio de San Juan de la Peña

Iglesia de Santa María de Santa Cruz de la Serós

Santa Cruz de la Serós Iglesia de Santa María

La magnífica iglesia de Santa María se encuentra en el centro de la población de Santa Cruz de la Serós, muy cerca del monasterio de San Juan de la Peña al pie del Camino de Santiago.

Descripción de la iglesia de Santa María de Santa Cruz de la Serós.

La iglesia de Santa María tiene planta de cruz latina, con una sola nave rematada con un ábside semicircular y un perfil escalonado. En consonancia con el resto de las elevadas dimensiones del templo, destaca la espectacular torre de cuatro cuerpos. El retablo gótico es de finales del siglo XV, y en él se relatan pasajes de la vida de la Virgen.

Historia de la Iglesia de Santa María de Santa María de Santa Cruz de la Serós.

En el año 1024, a consecuencia de la implantación de la regla de San Benito en el Monasterio de San Juan de la Peña, éste se transforma el monasterio mixto en un cenobio de varones. La comunidad femenina desciende hasta Santa Cruz de la Serós, instalándose en un modesto edificio, cuyos vestigios han salido a la luz tras unas excavaciones arqueológicas. Años más tarde, Ramiro I favorece al monasterio de Santa María concediendo bienes para mantener en él una hospedería, y confiando el mando a su hija menor Urraca.

Probablemente alrededor del año 1070, en calidad de Abadesa llega al monasterio la condesa Doña Sancha. Hija también de Ramiro I, hermana del rey Sancho Ramírez y viuda del Conde de Urgell, que había muerto defendiendo Barbastro. Doña Sancha, era sin duda una mujer de enorme influencia en la corte aragonesa y su llegada aportó grandes bienes al monasterio, haciéndolo vivir una época de esplendor en gran parte gracias a los inmensos rebaños de ovejas.

En el año 1095 doña Sancha ya acumulaba bienes para la edificación de un nuevo templo. Fallece poco después haciendo testamento en favor de esta iglesia y siendo enterrada en un sarcófago de piedra esculpida, el cual está considerado como la obra maestra de la escultura funeraria Aragonesa y que actualmente encontraremos en el Monasterio de las Benedictinas de Jaca. Con el traslado a Jaca de las monjas durante el siglo XVI se abandona y desaparece el monasterio llegando a nuestros días tan sólo la iglesia.

Ermita de San Caprasio de Santa Cruz de la Serós

San Caprasio santa cruz seros

La ermita de San Caprasio es uno de los monumentos lombardos mejor conservados de Aragón.

Paseando por la pequeña localidad de Santa Cruz de la Serós, a unos quince kilómetros de Jaca, junto a la maravillosa Iglesia de Santa María encontramos el pequeño templo de San Caprasio.

La ermita de San Caprasio fue construida en torno al año 1020 como parroquia para la población del pequeño núcleo de Santa Cruz, pertenece al grupo de monumentos del primer tercio del siglo XI, y su construcción se atribuye a talleres itinerantes de maestros lombardos que recorrían el Camino de Santiago ofreciendo sus servicios.

Presenta una sola nave de dos tramos, un corto presbiterio, un arco ciego a cada lado y un ábside semicircular con bóveda de cuarto de esfera. El acceso se realiza a través de una puerta adintelada, y el exterior el templo presenta la decoración típica lombarda, con arquillos ciegos que recorren el perímetro del templo apoyados en ménsulas. Sobre el presbiterio encontramos una torre románica posterior, de planta cuadrada y un cuerpo de altura.

Fotos de Santa Cruz de la Serós

Ofertas alojamiento Santa Cruz de la Serós

Booking.com

Mapa de Santa Cruz de la Serós